Las personas, principal activo de la empresa