TÜV SÜD en la Feria Internacional del Juguete: normas mucho más claras